EE.UU

"Hay una voluntad compartida entre Biden y Fernández de agilizar la agenda bilateral"

El embajador argentino en Estados Unidos, Jorge Argüello, destacó que hay una "voluntad compartida" con ese país para "agilizar y vitalizar" la agenda bilateral a partir de la asunción del presidente demócrata, Joe Biden, y definió como objetivos del Gobierno de Alberto Fernández retomar las exportaciones y potenciar las inversiones en el yacimiento petrolífero Vaca Muerta.

21 Ene 2021

 El embajador argentino en Estados Unidos, Jorge Argüello, destacó que hay una "voluntad compartida" con ese país para "agilizar y vitalizar" la agenda bilateral a partir de la asunción del presidente demócrata, Joe Biden, y definió como objetivos del Gobierno de Alberto Fernández retomar las exportaciones y potenciar las inversiones en el yacimiento petrolífero Vaca Muerta.

En una entrevista con Télam, Argüello sostuvo que pudo percibir la sintonía entre Biden y Fernández durante la charla telefónica que ambos mantuvieron el 30 de noviembre último, un intercambio que tenía previsto una duración formal de 10 minutos y terminó extendiéndose por poco más de "media hora".Además, el embajador argentino afirmó que el servicio exterior tiene "expectativas" de concretar una reunión bilateral entre Fernández y el flamante mandatario estadounidense, al advertir que ambos van a "promoverla" y que sólo "falta definirla".Los siguientes son los tramos centrales de la entrevista:Télam: ¿Qué se puede esperar en el mundo a partir de la asunción de Biden?Jorge Argüello: Las características de la ceremonia del día de hoy nos dan alguna pista: ha habido una manifiesta voluntad de volver a la normalidad y recuperar la liturgia tradicional de los eventos de inauguración de nuevos gobiernos. Pero se dio en un contexto atípico e inédito en la historia del país. No estuvo presente el presidente saliente, Donald Trump, que está en el medio de un proceso de impeachment, algo que nunca se había dado antes. Yo estuve en la asunción de Barack Obama y había un millón de personas acompañando. Hoy no había nadie, salvo los 25 mil efectivos de la Guardia Nacional garantizando la seguridad por los episodios que se verificaron en ese mismo lugar el 6 de enero. La ciudad estaba blindada. Y a eso hay que sumar la pandemia.Estos elementos nos devolvieron una ceremonia singular, pero con una voluntad explícita: el discurso de Biden reconoce como eje absoluto la convocatoria a la unidad del pueblo estadounidense en un momento difícil para retomar lo que va a ser una nueva normalidad, sin sobresaltos y sin sorpresas. Ese empeño marca las características del gobierno que viene, que tendrá el gabinete de ministros más diverso de la historia de Estados Unidos. Con una orientación general de un centro moderado, interpreto que buscará volver a la normalidad luego de una anomalía en el sistema.T: ¿Puede Estados Unidos cerrar su grieta?JA: El mundo está en grieta. Hay procesos singulares y, a la vez, generales en muchas sociedades. No tengo una respuesta, pero sí veo la voluntad con la que está trabajando y se está empeñando la gestión de Biden, que es la misma actitud del presidente Fernández. Hay que esperar para ver si se dan las condiciones propicias para cerrar este tipo de quiebres de las sociedades modernas.T: ¿Y para la región qué se puede esperar?JA: Probablemente, una mirada diferente. Pero habrá que esperar y ver. La región está expectante. Vamos a esperar a que Biden y el secretario de Estado, Antony Blinken, comiencen su tarea, que ya están empezando en este mismo momento. Tenemos a Fernández, que es un presidente que, a diferencia de la mayoría, tiene diálogo abierto con todas las capitales de la región, y eso es un valor agregado importante que puede enriquecer el diálogo de la región entre sí y con Estados Unidos.T: ¿Qué reviste para Argentina este cambio de gobierno en Estados Unidos?JA: Tenemos una expectativa positiva. Tenemos un buen diálogo con Estados Unidos. La relación con el Gobierno saliente ha sido normal y madura; hemos avanzado en algunos temas y no hemos podido avanzar en otros. Tenemos la expectativa de potenciar y dinamizar la agenda bilateral, y la fundo en haber presenciado el diálogo telefónico entre Biden y Fernández. Formalmente, no iba a durar más de 10 minutos y duró casi 35. Pude percibir epidérmicamente la sintonía entre los dos líderes, y eso preanuncia una voluntad compartida de agilizar y vitalizar todavía más la agenda bilateral.T: ¿En qué áreas comerciales podría Argentina potenciar sus relaciones con Estados Unidos?JA: Tenemos muchos campos. Por un lado, estamos tratando de reabrir el mercado de biodiesel, que Trump cerró en 2018 durante la gestión de Mauricio Macri. En 2016 exportábamos a Estados Unidos unos 1.600 millones de dólares, y hoy exportamos cero. Promover las inversiones para Vaca Muerta es otro gran desafío. La semana que viene voy a recibir a las autoridades de Ford, que anunciaron una inversión de casi 500 millones de dólares para la fabricación de una nueva línea de Pick up. El contexto internacional es desfavorable, pero hay voluntad. El mandato del canciller Felipe Solá es abrir mercados para promover exportaciones y lograr atraer inversiones.T: ¿Hay expectativas de una reunión bilateral entre Fernández y Biden?JA: Sí, se va a verificar. Falta definirla. Recién hace 4 horas que asumió Biden, pero es un objetivo. Los dos presidentes van a promover la posibilidad de un encuentro, sea que Fernández venga a Washington o Biden visite la Argentina.

Fuente: Telam

Más de EEUU
Powell admitió más inflación en EEUU
EE.UU

Powell admitió más inflación en EEUU

Las acciones en Wall Street registraron una nueva jornada de caídas luego de que el presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell, admitiera una mayor inflación para el corriente año, lo que determinó también una suba en el rendimiento del Bono del Tesoro de los Estados Unidos por encima del 1,5%.